miércoles, 23 de noviembre de 2011

El héroe solar (II)



        "No ha existido ninguna civilización, incluyendo la de Platón, que haya sido destruida porque sus ciudadanos conocieran demasiado la verdad. Las personalidades autoritarias temen la amenaza que surge no de las ideas, sino de las emociones. Los que ocupan el poder nunca quieren que sintamos. El pensamiento se puede controlar y manipular, pero la emoción tiene su propia voluntad y resulta impredecible. Los artistas amenazan a la autoridad desvelando las mentiras e inspirando la pasión necesaria para el cambio. Por eso, cuando los tiranos se hacen con el poder, sus escuadrones de fusilamiento apuntan al corazón de los escritores." Robert McKee, 'El guión'.


No hay comentarios:

Publicar un comentario